viernes, 23 de enero de 2009

A propósito de Luis Cernuda y su sobrina nieta Ana...

Este es un extracto de un texto de cinemística de Manuel Pelaz acerca de la relación entre la película-río "Recuerdos de un Olvido" y el poeta sevillano Luis Cernuda. Podéis leer el texto completo en los siguientes enlaces (recordad que para leerlo mejor tenéis que pinchar en la lupa de la esquina superior derecha):

20 de enero: A propósito de Cernuda
(Página 1) (Página 2) (Página 3) (Página 4)

"...la prensa aparecida hasta el momento en Granada ha hecho sobre todo eco, e hincapié, en la relación entre José Val del Omar y el film “Recuerdos de un Olvido”, y en efecto ésta es de gran importancia, y muy llamativos son los reclamos valdelomarianos de la lupa, el imán y el reloj, viajando en manos de la Náyade, pero es de justicia recordar que es la amistad entre el poeta sevillano Luis Cernuda y el cineasta granadino Val del Omar, la que, modesta, pero muy afectuosamente, hemos pretendido rememorar, y homenajear. La amistad entre un cineasta y un poeta, ambos en estado puro..."

2 comentarios:

anónimo dijo...

He visto "Recuerdos de un Olvido" con una sensación particular, de un Tiempo...Vivido.
He aprendido que todo Arte he de Vivirse(cómo no, si es la misma Vida!)y que no es cuestión de que guste o no guste.
He aprendido que Val del Omar y Cernuda y el resto...son personas.Personas que han expresado esa "Verdad". Y a veces ocurre, que esa "Verdad" se pierde, se despista, cuando desaparece la ausencia de Tiempo. Y después? El Recuerdo...
A través de este fluir milagroso, tambien he aprendido que las personas además de personas, son AMOR (es su naturaleza).
He visto en el realizador, Manuel, una Fuerza guiada por un "misticismo" (él utiliza esta palabrilla...), por Vivir su expresión, su Creación extra-ordinaria.
...y el SER. Se me enseñó que no soy o dejo de ser, si no que soy SER.
...y que la locura con humor es preciosa...

Ana Yanguas dijo...

Manuel, andaba buscando tu e-mail para mandarte una convocatoria audiovisual de la junta que seguro te interesa y me he topado con esto.
En fin, se me han saltado dos lagrimones, y que sepas que yo nunca lloro.
Gracias por la parte que me toca.
Un cariñoso saludo,
Ana